Publi
 
Indigenas
Indigenas de Cumaná

Posiblemente, los primeros habitantes de la región que hoy constituye el estado Sucre, fueron elementos humanos provenientes del sur por el Orinoco y a través de los caños, más caudalosos pudieron penetrar al interior y llegar hasta el golfo de Cariaco. Otros hicieron su poblamiento siguiendo las rutas marinas, acampando y estableciéndose en toda la costa, siempre cerca de las fuentes de agua dulce.
Su cultura como la de todos los proto-indios, era rudimentaria; Vivian de la caza y de la recolección de moluscos, y probablemente de la pesca, desconocían la agricultura hasta que la dedicación a la vida sedentaria los hizo agricultores.

A medida que se desarrollaba su cultura, fueron utilizando nuevos métodos de vivienda; conocieron el arco y la flecha como métodos de cazas menos peligrosos y más efectivos. Aprendieron a construir cabañas de palma para cobijarse del sol y de la lluvia; uniéndose así diferentes familias con una misma lengua y raza, en agrupaciones mas o menos numerosas que formaron las tribus. De este modo y progresivamente en diez mil años, nuestros antepasados fueron escalando una mayor preparación cultural. Conocieron la cerámica y practicaron el comercio Inter.-tribal a través del trueque. Como ejemplo las tribus vecinas a la región de Araya y Manicuare, cambiaban por sal y pescado, otros alimentos como la carne, más frecuentemente en las zonas vecinas del sur.

Aprendieron el cultivo de la yuca y diferenciaron muy bien sus dos variantes: la amarga la usaron para producir uno de sus alimentos; el casabe, previa extracción del zumo venenoso en tubos tejidos de fibra, de forma alargada llamado sebucanes, y el residuo fibroso lo extendían en grandes y redondos utensilios de arcilla, que llamaban budares. La yuca dulce, no venenosa, la usaron directamente para la alimentación. Conocieron el maíz, con el cual preparaban otro tipo de alimento que llamaban arepa. No tenían escritura, se pintaban el cuerpo con colorantes variados, especialmente el obtenido del onoto o caituco. Generalmente andaban desnudos, aun cuando en algunas tribus las mujeres usaban pequeños faldellines y los hombres una especie de taparrabo, para cubrir sus órganos sexuales. Las doncellas se fajaban los miembros inferiores al nivel de las pantorrillas para procurarse el engrosamiento de los muslos, que para ellas era signo de belleza. Usaban collares de hueso, de conchas marinas o de perlas.
En cuanto a las creencias religiosas, adoraban al sol, a la luna y a las fuerzas de la naturaleza, a las cuales temían. Poseían sacerdotes llamados piaches, los cuales eran, al mismo tiempo, brujos y médicos. Su medicina era empírica, espiritualista y naturalista. Las enfermedades eran producidas por espíritus malignos a los cuales era necesario expulsar o conjurar.
Usaban algunas plantas como terapéuticas, y los conocimientos se transmitían por vía familiar entre los piaches, los cuales Vivian algo apartado del poblado. Celebraban como fiestas sociales los matrimonios y los nacimientos, fiestas en las cuales se emborrachaban con bebidas fermentadas preparadas a base de cereales, como el maíz, y de algunos frutos de la región.

Las ceremonias funerarias variaban según la jerarquía del difunto. Cuando moría un cacique o un personaje importante, los ritos duraban varios días. El cadáver era sometido a la acción del fuego y sus huesos pulverizados, las cenizas se mezclaban con una bebida en cuya composición figuraba la grasa destilada del cadáver, bebida que se repartía entre los asistentes. Los individuos de menor jerarquía, eran enterrados junto a sus pertenencias.

El jefe era el cacique, que gobernaba generalmente asesorado por un consejo de anciano. El cacique se escogía por su valor o también por su riqueza. La poligamia era frecuente, especialmente en los caciques y jefes principales.
Es difícil conocer los verdaderos nombres de muchas de las tribus que conformaban la primera "nacionalidad", y el sitio exacto de su ubicación, porque frecuentemente los frailes misioneros, los colonizadores y conquistadores, confundieron nombres y lugares. En ocasiones, denominaban a tribus distintas con el mismo nombre. Otras veces, confundían el nombre de la tribu con la del cacique o del lugar de su asentamiento.

Algunos nombres de las diferentes agrupaciones tribales que estaban distribuidas en el territorio del estado Sucre son:

Guayqueries. Pescadores y marinos por excelencia, ubicados en la costa norte y en el golfo de Cariaco. Estaban emparentados con los Guayqueries de Margarita y de las islas de Coche y Cubagua.

Los Cumanagotos; oriundos de la región de Cumaná, pero que para la época de la colonización se habían desplazado hacia el sur-oeste, ocupando parte de la región de Pozuelos y Guanta, en el estado Anzoategui.

Chaimas , estaban ubicados hacia el Sur-Este en la vecindad de la región de Caripe y San Antonio de Maturín.

Además existían los Chacopatas, Pariagotos que ocupaban casi toda la extensión de la península de Paria; también los Coares o Tapacoares y Guaraúnos.

Todas estas tribus demostraron valor y coraje durante la conquista. Defendieron heroicamente cada porción de su territorio y solo cedieron a la superioridad de las armas de los conquistadores, y a las influencias de los frailes misioneros que, con ejemplo y perseverancia, realizaron una brillante colonización pacifica, opuesta desde los comienzos a la criminal explotación de los conquistadores y explotadores perleros, los cuales prácticamente realizaron un genocidio entre las valerosas tribus aborígenes del Oriente Venezolano.

Ver Galeria de Fotos

Pie de foto

 

 

Playa San Luis Castillo San Antonio Museo Ayacucho    
Publi